Fiódor Dostoievski

Hoy se cumplen 200 años del nacimiento de este gran escritor.Hablar de él es como aventurarse en un gran laboratorio siempre en actividad, un poco como las casas descritas por él, en las que a cualquier hora del día o de la noche, siempre hay alguien que sufre o se duele, festeja o discute, se desespera o confiesa su amor imposible.

 

Nació en Moscú el 11 de noviembre de 1821 y murió en San Petersburgo el 9 de febrero de 1881. A Dostoievski se puede uno acercar de mil maneras y en su obra podemos ver reflejada su vida como en un espejo roto: podemos preguntarnos por su relación con Nietzsche o por sus intuiciones sobre la naturaleza de los totalitarismos, pero empecemos por donde empecemos, el verdadero protagonista de su vida fue siempre Cristo como la piedra angular. Si comenzamos por el escarpado sendero de «los Hermanos Karamamazov» o por el paisaje más familiar de las «Noches Blancas», el libro de su vida, el que generó toda su creación, fue siempre el mismo y en él no terminas nunca: El Evangelio.

 

A medida que pasa el tiempo la bibliografía sobre su obra va creciendo. Hay quien le ama y quien le odia, quien le esquiva y quien se sorprende….Un verdadero volcán todavía hoy en erupción.

Escrito por