No a la violencia

Estamos en contra de la violencia, de todo tipo de violencia y contra cualquier persona. Estamos, en especial, a favor de las víctimas y gritamos con ellas la impotencia y la humillación que supone el ejercicio de la fuerza y los prejuicios sobre ellas. En especial estamos con las mujeres maltratadas, violadas y no protegidas en una sociedad democrática o en cualquier sociedad que se denomine humana. Que nuestro grito se una a los gritos de tantas y tantos que reclaman dignidad para todos, en especial, para aquellos que se sienten y son considerados menos reconocidos en sus derechos. Fuera cualquier tipo de manada o de hipocresía. Fuera cualquier tipo de indiferencia ante lo que es un claro desprecio a lo que significa la persona, cualquier persona.

Escrito por